Técnicas empleadas en la investigación de los hechos de transito terrestre



Hecho de tránsito terrestre es la parte de la criminalística que investiga la causa o el origen de los hechos de tránsito terrestre, utilizando una metodología científica aplicada a los mismos, así mismo se aplican las leyes de la física, principalmente las de Isaac Newton para reconstrucción de un hecho que se apegue a la verdad histórica.

Así mismo en esta área se realiza la valorización de daños que presentan dichas unidades, complementando toda investigación de un vehículo como una huella de reparación reciente o huella de choque.

Aplica los conocimientos, métodos y técnicas a fin de investigar los fenómenos, formas, orígenes y manifestaciones en atropellamientos, colisiones entre dos o más vehículos, volcaduras, proyecciones sobre objetos fijos y caídas de personas producidas por vehículos automotores.

Entre los hechos de tránsito terrestre se tienen las siguientes técnicas:

Accidente o hecho de transito: El accidente es un suceso inesperado en el cual intervienen dos binomios el tiempo y el espacio. En concreto se dice hecho y no accidente ya que esta especialidad se aboca en una realidad fáctica ya que las causas se desconocen inicialmente y posteriormente se hace un estudio y una investigación para que se puedan establecer las causas, evolución y consecuencias de los hechos, para así poder determinar si realmente fue un accidente o un delito intencional.

Observación documental: Esta consiste en la recopilación de la información que está en el expediente de dicho accidente, se toman desde las declaraciones del conductor, de testigos, de peatones en caso de atropellamiento, así como la investigación de algunos peritos, tales como el perito en criminalística de campo, el perito de materia de química, el perito en fotografía, y en su caso del perito en medicina forense.

Observación de la declaración del hecho: Esta observación se debe llevar a cabo con espíritu-criminalística y debe realizarse con en forma ordenada y minuciosa. Cuando el perito llega al lugar de los hechos comienza recolectando evidencias para lo cual lo orienta al norte magnético, con la gran ayuda de la fijación fotografía, la descriptiva y gráfica. Anotando a su vez lo observado en el lugar, y tomando en cuenta las condiciones del lugar, ya sea el tiempo meteorológico o si el lugar tiene alguna sustancia.

Localización de huellas e indicios: es esta etapa se busca y localizan los objetos vinculados al hecho, un ejemplo de estos son las huellas de frenado, huellas de arrastre (es cuando un vehículo es arrastrado por otro), manchas de sangre, daños a objetos fijos (árboles, postes, etc.)

Huellas de frenado: esta se forma cuando los neumáticos impiden su rotación, por lo cual solo una parte de la llanta queda marcada.

Huellas de arrastre: en este caso el vehículo frena, pero es desviado hacia otra dirección a la que este llevaba cuando freno, aquí se puede señalar el momento del impacto y a qué velocidad iban.

Huellas de desplazamiento: son las que causan los neumáticos antiderrapantes de los vehículos usualmente cuando se pierde la trayectoria a la que iba y el vehículo se desplaza lateralmente.

Huellas de rodamiento: con esta se puede conocer las trayectorias pos colisiónales, las cuales consisten en el desplazamiento en el que iban los vehículos y determinando su posición final regularmente se marca en las banquetas o tierra seca o húmeda.

Huellas de cuerpo duro: son las causadas por el vehículo en el piso, en el que se produce por contacto y fricción de autopartes al momento de ser deformadas, ya sea por volcadura o arrastre.

También revisar los automóviles ayudará a reconstruir los hechos pues con esto se puede determinar cómo se desplazaron y en qué momento se iniciaron a colisionarse. (Moreno. G, 2014) Afirma que:

Al tomar en cuenta los daños que sufrió el automóvil interiormente esta última indicara quien iba manejando y en qué lugar iba cada una de las personas que abordaban el automóvil, esto se determina por el tipo de lesiones que tenga cada una de estas personas.

Hay diferentes tipos de choques que son: de frente, cuando un vehículo es chocado por la parte posterior del otro, colisión, lateral o perpendicular contra un objeto fijo, salida de camino o volcadura, colisión de vehículo y ferrocarril, caída de personas de un vehículo colisión entre bicicleta o motocicleta y contra semoviente.

También es importante tomar fotos del lugar de los hechos las cuales tiene que ser de frente, de lado izquierdo, lado derecho, parte posterior y parte inferior en caso de aplastamiento, tiene que aparecer la placa claramente y tomar acercamientos de los puntos de contacto y colisión. Todo esto para una mejor investigación.

#Técnica #Investigación #Transitoterrestre

2,860 vistas

contacto@criminologiaycriminalistica.com | México

WhatsApp: 

Nacional (México): 55 12 31 09 34

Internacional: +52 1 55 12 31 09 34

Sin ciencia, no hay futuro